* E l R e t é n D e l P e o r V i e n t o *

* E  l   R  e  t  é  n   D  e  l  P  e  o  r  V  i  e  n  t  o  *
* M i R e c o n d i t o r i o S a g r a d o * Obra Pintada por [ P el inventor deletéreo ]

miércoles, 30 de septiembre de 2015

¡ T i c - T a c ! . . . ¡ ¡ T e m p u s F u g i t ! !




¡Lo tienes Todo !....

Al principio del videoclip, un paisaje propio del   P e o r   V i e n t o  ;
luego el desván-relojería perfecto,
la letra me encanta y hechiza (parece una poesía de las mías)
y....claro......N a c h a   P o p      . . . .LOS MEJORES SIEMPRE....

En fin, uno de mis grupos predilectos y añorados, y una canción formidable y evocadora, enmarcados en un clip sensacional y de fantasía.


Post Scriptum  :  ¡¡¡¡¡¡¡  Y no olvidemos la metáfora filosófica de los relojes!!!!!!!......


Cuánto deberían aprender muchos......



¡Nada mejor que esta pieza para la noche!


¡¡¡¡¡¡¡  S í   !!!!!!!

sábado, 26 de septiembre de 2015

D e L e o p a r d o s Y B a r a l e s .





El Estío que terminó reciente las últimas semanas de Septiembre-¡El mesecillo pradial!!- puso en mis manos un libro (de entre otros que me he zampado) de Peter Matthiessen.

Al autor no le conocía, ni su obra, pero este libro de viajes al Himalaya, a lo más recóndito del techo del mundo, sí que era digno de que le hiciera la reseña en Mi Retén.

Trata de su periplo real acompañando a un naturalista para investigar los carneros azules (solo propios de esas fronteras) llamados Barales. Una vez en aquellas latitudes, se interesan también por el mítico leopardo de las nieves -muy poco numeroso por desgracia- y la narración es estupenda, abordando con pasión el budismo y las filosofías orientales.

Puedo decir que ha sido como si yo mismo hubiera ido en la expedición con ellos, es más, tuve el cálculo de haberlo leído en lo más perdido del Principado de Andorra, y estuve bastante sugestionado, llegando incluso a tener pesadillas misteriosas con los carneros y los desfiladeros deletéreos.

En cuanto al leopardo, acabo diciendo que llevo uno dentro.......... 

viernes, 25 de septiembre de 2015

E n L a C a r t u j a .

Al fondo una de las decanias que sorprenden al peregrino de La Cartuja..


Como no podía ser de otra manera, he regresado con la mountain-bike a La Cartuja de Porta Coeli para tener presente mis aspiraciones espirituales personales y continuar bajo la advocación de San Bruno en mis pedaleos incesantes. Siempre lo hago. Esta mañana ha sido una jornadita idónea subiendo por los caminos del monte Porta Coeli . Rodando casi con los ojos cerrados y sin esfuerzo, de tanto que he frecuentado el territorio.







Siempre me va muy bien, y es que tengo alma cartuja. Pero de momento, en esta vida que me ha tocado disfrutar, solo es un circuito al que puedo recurrir con frecuencia y ceremonial.
Pocos sitios existen donde se encuentre una persona mejor y más a gusto. Acuden pájaros pequeños a cantar escondidos entre los ciparisos. Todo en su parcela de naturaleza es excepcional, todo está confabulado para que allí resida el mejor espíritu.




Ya en tiempos casi me infiltro a través de una entrevista con el hermano portero (por lo menos me permitieron visitar de forma privada el monasterio) pero, no hay tu tía, no desean más que seres humanos con vocación perenne; de nada valió decirles que frecuento la práctica de la escritura y la literatura, y manifestar mis votos de fe como católico.





En cualquiera de los casos, soy un biker "Tábano Cojonero"  y sé que me ven desde los atrios pequeñitos de sus celdas por la magnífica panorámica que disfrutan. Quizás algún lejano día....








¡¡¡Y hasta la bicicleta con su alma inanimada, me pide acudir!!!!


Así que, siempre estaremos.....

T a u t o l o g í a s P i c t a s .




He escamoteado en la frontera otra tira del grandísimo   O l a f o .

¡Me encanta este tipo!

Siempre tendrá su homenaje y exposición en E l   R e t é n .


(¡Y por supuesto los periódicos que en el mundo han sido, mi marca y mi tic....semidestrozados por algunos lados!  )

jueves, 24 de septiembre de 2015

T i e m p o Y P a n o r á m i c a s .







Mis andanzas velocipédicas septembrinas están resultando deliciosas, regularidad completa, climatología perfecta  -¡y eso quiere decir fresco, por fín!- y un regalo para la vista por cómo se dibuja de nubes el cielo atiborrado de singularidades, la visión de muchos animales proliferando por todas partes -garzas, conejos y liebres, jabalíes, caballos(no son frecuentes en esta zona) aves rapaces y alguno más que quizás se me olvida(que no me lo tenga a mal ni San Francisco de Asís ni el bichejo en cuestión) -y mi retorno a reconditorios naturales que tan solo yo frecuento como el de las fotos de arriba en plena Sierra de La Calderona, donde hasta los árboles me impiden la entrada a valles de "sancta sanctórum " (¡¡ intentan guardar celosos sus secretos pero no lo consiguen!!)........








Voy ahora a poner algunas nubes algodonosas y liberadoras de la mente. También determinados cielos que siempre deben estar presentes en nuestras esperanzas.









A estas les tengo especial cariño, porque son cuando me voy con la amanecida, cuando los pedaleos son más inspiradores y líricos...pero hay más....









¡¡¡¡¡¡¡   S  O  Y          P  S  Y  C  H  O        B  I  K  E  R   !!!!!!!  .. . .




Como es habitual, de vez en cuando, sigo ejecutando instantáneas de la serie   Umbricletas :   (¡¡Muy naif y liberadoras!! )  













Tengo de todas formas algún carrete de la cámara réflex  por terminar y ya iré poniendo otros aspectos de excursiones un día de estos cuando acuda a revelado.

En estas, que están hechas en el canal hidrográfico intenté captar a una garza despistada que pude  observar casi encima de la bici, pero entre que me dispuse a inmortalizar el momento, quedó demasiado alejada, pero ahí está...





Allá va con su vuelo patoso.



Han sido estas semanas de máximo disfrute por mis rutas escondidas, otra vez la toma de contacto estrecha después de las vacaciones, y el éxito de salud y de mantenimiento es sobresaliente.










La variedad de terrenos es formidable para cualquier entrenamiento, y el endurecimiento es preciso en todos los ámbitos y facetas.








....de la salud del alma, ya se encargan Dios Nuestro Señor, Rey de Los Ejércitos y el propio cielo...


Para acabar voy a dejar un misterio:  ¡De esta misma mañana!
A dos kilómetros y medio de Los Montes de La Concordia, hay una extraña casa de campo rodeada de ciparisos poéticos, y en un ángulo que se asoma a los caminos y fuera de la propiedad, hay unas insólitas esculturas de madera podrida abandonadas. No consigo saber qué cosa son -cada vez que paso las miro de reojo porque sé que se saben agazapadas -y hoy me he acordado y he disparado un par de veces. -Ahí van...





















¡¡¡Tempus Cletus.....Bici  ....Cletus  .......!!!

viernes, 11 de septiembre de 2015

P e r d i c e s Y Y o .

Esta mañana a bordo de la mountain-bike, después de tres meses veraniegos sin tocarla para nada, he dado por iniciada mi ansiada temporada.  He completado una ruta comodín de tres horas y media gozoso, con buen tiempo (¡fresco!) y sin nadie ni en zonas civilizadas ni en mis apartaderos bucólicos.

¡Bueno Sí!
Había perdices a mansalva que salían a mi paso, gordas como tanques las cabronas, como si se hubieran tragado un cerdo, afaisanadas, desproporcionadas. Creo que no he sido el único que ha dejado de acudir a la nación silvestre el pasado estío por el calor. Y estas "pájaras" han estado a gusto en su paraíso.

Tan orondas estaban que ni corrían bien, ni a la hora de elevar el vuelo parecía que pudieran despegar. Para que me recuerden -¡y estén en forma ahora en octubre con los cazadores!- las he perseguido casi tocándolas con la rueda delantera. Saben que estoy por Ellas. No les deseo ningún mal, no como los del deporte cinegético.

Aunque...estofadas o en gazpacho manchego no les hago mala cara....

Por lo demás, he advertido un poco la "falta" en el desplazamiento pedaleando, nada serio porque he estado en forma este verano con mi senderismo por Francia y El Pirineo. 

Y además, solo hay que hacer una cosa para incorporarse a que el terreno pase factura....¡Dejarse sacrificar por La Naturaleza en mis excursiones pedaleando!

¡Pedaleo que no falte!

jueves, 10 de septiembre de 2015

O p u s " X "







¡¡¡¡¡¡¡Excelente !!!!!!!


Leo informándome en la frontera, que los de Editorial A r t g e r u s t  proponen la cuarta edición de microrrelatos Homenaje a Edgar Allan Poe. Creo que dará inicio a fines de septiembre.


Pero yo no puedo más.


Tratándose de mi Auténtico Maestro, arranqué a escribir microcuentos ya; de hecho he empezado a ponerlos por ahí....


Como esta pieza orquestal para oírla al conticinio, en el desván...  [Cuando llegue el momento los trasvasaré a la bitácora de los madrileños para que puedan estos textos participar en el concurso]


Y desde el nido de mis demencias, doy a conocer la lid literaria para que quien lo desee participe.






                            *******    Opus  "  X.  "   *******

Después de muchas triquiñuelas diplomáticas, consiguió la mítica partitura. Era una pieza orquestal para violín en re menor de un tal Navckid Zoltan Keyd –concertino que desapareció sin saberse alguandre algo de Él – “El Médano de Los Primeros Violines Opus 18”
Al objeto de valorar la trascendencia musical, se requirió la mejor violinista de nuestra orquesta para tocar en audición singular y privada en La Ópera de París.
Lloró por la pureza y constató el virtuosismo.
A la semana siguiente, al ir a establecer fecha para el segundo ensayo, la artista desapareció sin indicios. En tanto las autoridades se ocupaban de la investigación, se recabó la presencia de otra intérprete.
Le entregamos la partitura y siguiendo el ceremonial, el director de orquesta hizo la introducción :

“Segunda Grabación. El Médano de Los Primeros Violines Opus 19”

miércoles, 2 de septiembre de 2015

L o n t a n a n z a l l e n t .




Mis aventuras senderistas durante el estío agosteño en El Principado, me llevaron -entre otros muchos enclaves propios de literatura germánica y sagas islandesas-  al lago Juclar, a dos horas y media de ascenso contumaz desde el valle de Incles. Merece la pena sentir en las piernas el origen glaciar de esos desfiladeros y alcanzar a buen ritmo los 3.480 metros de cota.






El paisaje pirenaico es sublime, sobrevolado por alimoches chillones y algún quebrantahuesos épico y vulnerable. Las aguas profundas y de un azul formidable como no hay otro igual, dan la idea de ser un manadero de eterna juventud.

Es el caso que a falta de media hora para finalizar ascenso, el sendero escapa de moles de gneis y planea. Sobre una altura con algo de vegetación, se puede admirar el valle de Incles elongándose hacia el río Valira. Además unos mármoles cuadrados ceremoniales conmemoran en ese punto montañoso, un accidente de helicóptero que sucedió hace algunos años. Unos excursionistas dispersos por los riscos, tomaban fotos con camaritas digitales y con los móviles, sobre todo al epitafio memorial :



             

 "Somos capaces de mirar muy lejos
  para sentiros muy cerca "


En uno de los cinco monolitos -uno por cada tripulante de aquel fatídico viaje-observé a un joven casi suspendido del abismo haciéndonos fotos a los demás con una cámara  réflex antigua.

Me extrañó que no estuviera pendiente de la panorámica como todos, parecía realizar un reportaje sobre alpinismo. Su aspecto risueño y distraído, acaso algo ausente, me animó a acercarme cuando le vi pasar por el menhir central, para pedirle el favor de que me hiciera una foto con mi propia cámara. Sin embargo, solo señaló con su dedo índice la frase

  "Molt Lluny.."    [¡Muy Lejos! ]

y no dijo nada.

Valle de Incles Y Mis Estratosféricos Dominios.


 Retiré mi mano apenas rozada por la suya, y la tenía fría pero incluso yo, me empezaba a helar. Noté la pureza glaciar del paraíso donde me hallaba y quedé en suspenso y místico, esa insólita sensación de levitar en un mundo paralelo. Hasta la respiración se me entrecortaba, lo que no había sucedido en la ascensión.

Reaccioné cuando empezaba a ver borroso, y con pesar vi que esa persona se difuminaba en el mismo éter pirenaico. Y sentí el potencial de una capacidad ambidiestra:

                       Lejanía y Proximidad en el corazón.

Cerca de nuestra propia respiración, El Cosmos realiza su prodigio. La bruma del precipicio era muy bella y sugerente pero sobre todo experimenté un gran amor hacia La Vida misma.


Cuando regresé a Soldeu a la caída de la tarde, en mis ojos aún estaba la pureza azul del lago Juclar, pero mi alma todavía rezaba por la brecha del Infinito, donde nos miran aquellos que ya no están y a veces, buscan consuelo y paz.









La ascensión a través del gneis andorrano.